Pocos dentistas ejercen con cédula profesional y están dados de alta en Hacienda

Fotografía (Carlos Yescas Alvarado)

DURANGO, DGO.-En la historia de la Facultad de Odontología han egresado cerca de 3 mil 500 alumnos, pero de ellos, si acaso 200 están colegiados, y apenas una tercera parte tendrían su cédula profesional y están dados de alta en Hacienda, manifestó Luis Gerardo Sánchez Reyes, presidente del Colegio de Odontólogos de Durango.

                Es mucha la diferencia, comentó, el acudir con alguien que tiene todo en regla, “a ir con alguien que solo tomó un curso y que no tiene la capacidad, no tiene la experiencia”, y por el afán de generar mayores ingresos, algunos se ostentan como especialistas y toman los casos que solo alguien con la preparación necesaria debería realizar.

                “En 45 años que tiene nuestra facultad, hemos egresado más de 3 mil 500, y colegiados no estamos ni siquiera 200, para ver dónde empieza el problema, y de ellos, sería bueno buscar cuántos verdaderamente hemos presentado el examen profesional, cuántos tenemos nuestra cédula profesional y a ver cuántos estamos registrados en el SAT, y yo creo que si llegamos a mil, seríamos muchos”, subrayó.

                La recomendación, dijo “es que los pacientes, lo primero que hagan, que es muy fácil y están en todo su derecho, cuando venga a nuestro consultorio, que nos soliciten nuestra cédula de especialistas, de una institución educativa”, y en este sentido señaló que se deben fijar en que sean instituciones que realmente existan y que sean reconocidas.

                El problema muchas de las veces, sostuvo, “es que el paciente no viene buscando la atención, sino el precio, busca el menor precio posible para poder resolver de algún modo su problema”, y en cuanto a esto, comentó, quienes son especialistas tienen también facilidades para el pago, que no necesariamente tiene que ser en una sola exhibición, por lo que invitó a que se acerquen a ellos y vean que además de estas facilidades, recibirán una atención de calidad.

Por Carlos Yescas Alvarado

Especial/Enlace magazine

Deja un comentario