Aunque hay avances, es complicado vivir en Durango para una persona con discapacidad

Fotografía (Carlos Yescas Alvarado)

DURANGO, DGO.-Diana Torres Rodríguez tiene una discapacidad que la mantiene en una silla de ruedas, por lo que diariamente tiene que enfrentarse a dificultades que para muchos pasan desapercibidas, porque existe mucho atraso en Durango en cuanto a empatía, infraestructura y cultura vial.

                Diana comentó que por ejemplo “existen pocos cajones de estacionamiento para personas con discapacidad, y luego se ocupan por personas que no tienen la necesidad de usarlo, y cuando pasa esto se nos complica porque no podemos acceder al lugar al que vamos de una manera más fácil”, y agregó, “estamos muy atrasados en la cuestión vial, es una cuestión de cultura, más que nada”.

                “En mi vida cotidiana me he topado con muchas personas que ocupan espacios destinados a nosotros, y no podemos movernos, incluso subir y bajar al vehículo, el acceso al sitio al que vamos, y en cuanto a esto, en Durango ya hay más accesibilidad, pero todavía falta muchísimo, porque me he topado con personas que se estacionan donde están las rampas, y eso es complicado porque muchas veces las banquetas están muy altas y no podemos subir, además están a desnivel, muy feas, y para mí, que soy usuaria de silla de ruedas es difícil poder moverme por la ciudad”, subrayó.

                Desde hace algunos años, comentó, se nota que hay un poco más de conciencia, tanto de los ciudadanos como de las autoridades, y eso, dijo, es para aplaudirlo, porque esto va generando mayor empatía de parte de aquellos que no tienen ninguna discapacidad que los limite.

                “Mi mensaje es que tangan empatía, porque eso es lo principal. Si ven a una personas con discapacidad que está batallando en la calle, en la subida de las banquetas, al llegar a un lugar, los invitaría a que se acerquen a ofrecer su ayuda, que es muy importante, y de igual manera, si vemos que un cajón de estacionamiento está destinado para alguien con discapacidad, déjenlo libre”, finalizó.

Por Carlos Yescas Alvarado

Especial/Enlace magazine

Deja un comentario