Fotografía (Cortesía Facebook)

En un comunicado de prensa de la Ciudad de Nueva York emitido el pasado 08 de septiembre se dio a conocer dos nuevas identificaciones de las víctimas de los ataques del 11 de septiembre del 2001, contra el World Trade Center en esa ciudad.

El hombre y la mujer, cuyos nombres se mantienen en reserva a petición de sus familiares, son las personas número 1.648 y 1.649 identificadas por la Oficina del Médico Forense Jefe (OCME) mediante pruebas avanzadas de ADN de los restos recuperados del ataque que se cobró la vida de 2.753 personas.

En el anuncio estuvieron presentes Eric Adams, alcalde de esa ciudad y Jason Graham médico forense quien anunció este hallazgo.

“Mientras nos preparamos para conmemorar el aniversario del 11 de septiembre, nuestros pensamientos se dirigen a aquellos que perdimos esa terrible mañana y a sus familias que continúan viviendo todos los días con el dolor de sus seres queridos desaparecidos”, dijo Adams.

. “Esperamos que estas nuevas identificaciones puedan brindar cierto consuelo a las familias de estas víctimas, y los esfuerzos continuos de la Oficina del Médico Forense Jefe dan fe del compromiso inquebrantable de la ciudad de reunir a todas las víctimas del World Trade Center con sus seres queridos”.

“Más de 20 años después del desastre, estas dos nuevas identificaciones continúan cumpliendo una promesa solemne que hizo la OCME de devolver los restos de las víctimas del World Trade Center a sus seres queridos”, explicó el forense.

“Ante la investigación forense más grande y compleja en la historia de nuestro país, nos mantenemos impávidos en nuestra misión de utilizar los últimos avances de la ciencia para cumplir esta promesa”, apuntó.

Las dos nuevas identificaciones utilizaron todas las capacidades actuales del laboratorio de ADN de la ciudad operado por OCME para generar resultados después de más de dos décadas de intentos de pruebas negativas. Las técnicas incluyen tecnología de secuenciación de próxima generación recientemente adoptada, más sensible y rápida que las técnicas de ADN convencionales, que ha sido utilizada por el ejército estadounidense para identificar los restos de militares estadounidenses desaparecidos.

La identificación del hombre se confirmó mediante pruebas de ADN de los restos recuperados en 2001. La identificación de la mujer se confirmó mediante pruebas de ADN de los restos recuperados en 2001, 2006 y 2013. Las dos identificaciones son las primeras identificaciones nuevas de víctimas del World Trade Center.

Desde septiembre de 2021. Unas 1.104 víctimas (el 40 por ciento de los que murieron) siguen sin identificar. Además de las dos nuevas identificaciones de este año, OCME ha identificado 60 restos humanos asociados con individuos previamente identificados.

De la redacción

@enlacemagazine

Deja un comentario

Translate »