La pasión por el cine y la aventura de hacer, haciendo

Muchas veces tenemos sueños que simplemente se quedan en eso, porque no nos atrevemos a lanzarnos a la aventura de hacerlos realidad, pero en el caso de Osvaldo Pérez, de 44 años, eso no sucedió así, sino que su pasión por el cine lo llevó a rodar su primer cortometraje, que está teniendo el reconocimiento del público y la crítica a nivel nacional e internacional.

                Con más de 20 años dedicado a la producción audiovisual, en los que no ha dejado de prepararse, hace dos años empezó a dedicarse de forma formal al cine, trabajando en “Cortito”, un cortometraje que ha sido el alcanzar ese sueño de dirigir para cine.

                “Me sentí más confiado de hacer algo que quedara más profesional”, comentó, y en la actualidad, dijo, es más sencillo lanzarse a hacer una película, porque incluso se puede lograr grabando con teléfonos celulares, “y hasta ganar Oscares”, destacó, por lo que el tema económico, que antaño era una de las principales dificultades, ahora se puede resolver de manera no tan complicada, aunque sí se debe invertir.

El apoyo de los amigos

Para poder cubrir los gastos que implica una producción cinematográfica, subrayó, es necesario tener una buena planeación y además “apoyarte en los amigos”. En este sentido, logró conjuntar un gran equipo de trabajo, con amigos que podían apoyarlo con su trabajo como editores, directores de fotografía, coloristas y actores, lo que fue una experiencia mucho más divertida, al estar trabajando con gente conocida.

                “A pesar de que yo nunca había dirigido cine, me dieron su voto de confianza, y cada uno que iba yo invitando, llegaron con mucha disposición, con mucha buena voluntad, y eso me ayudó mucho, porque definitivamente es trabajo en equipo, porque tienen que accionar unos con otros, entonces lo ideal es que el ambiente sea a gusto, que esté en confianza, que ese ambiente sea así, de amigos”, manifestó.

El reconocimiento

“Cortito” es su ópera prima, y ya alcanzó 15 invitaciones en la selección oficial de diversos festivales, la mitad en México y la otra mitad en el extranjero, como Canadá, España, Argentina y Estados Unidos, e incluso ha logrado premios, el más importante, subrayó el director, es el Premio del Público del Festival Internacional de Cine de Huesca, España.

                “Hace algunos años era un sueño para mí poder estar en ese festival, y con este primer cortometraje ya se me hizo, entonces ya no puedo pedir más para este corto”, señaló, pero a pesar de que se considera ganador, las invitaciones siguen llegando, como el Festival Billboard International Film Festival que se realizará en Los Ángeles, California, como una muestra del cine que se está haciendo en Durango, y agregó, “Durango va bien representado, porque es un trabajo que ya ha estado no solo aquí, a nivel local, sino nacional e internacional y ha tenido muy buena respuesta!.

                La razón del éxito es que se trata de un trabajo hecho con mucha calidad, además de que la historia y los toques de humor que se integran de forma natural han logrado impactar sobre todo al público, que a final de cuentas, destacó, es lo más importante, aunque no han sido los únicos, porque otros directores también lo han felicitado por su trabajo.

                “La historia estaba ahí y yo la quise platicar de una manera que confundiera un poco al espectador, que no descubriera tan fácil la solución a lo que pasa, y ese fue mi planteamiento nada más pero ya ha estado seleccionado en tres festivales en la categoría de comedia, cosa que yo nunca busqué”, comentó, por lo que el corto simplemente ha encontrado su propio camino, y una de sus virtudes es que no se parece a nada de lo que se está haciendo actualmente en el cine mexicano, sobre todo en el tema de comedia, donde se ha recurrido a historias simplonas, a pesar de la gran traición de cine cómico que habíamos tenido en México.

La aventura

Si bien no se trata de una ocurrencia, porque tuvo todo un proceso de planeación y contaba con los elementos para hacer un trabajo de calidad, sí fue una aventura, sobre todo al momento de elegir la historia y la forma en que iba a contarla, “yo dije, o la van a amar o la van a odiar”, y afortunadamente, añadió, “han sido más los que la han amado que a quienes les ha generado odio”.

                En el cine como en la vida, comentó, claro que hay que prepararse, pero lo esencial es afrontar el reto y lanzarse a trabajar, “hay que hacer, haciendo”, y justamente ese es el mensaje que deja a quienes tienen ganas de hacer cine, que se preparen, que hagan trabajos previos, grabando pequeñas escenas, con amigos, y luego ir invitando más gente, ver qué tan capaces son de conjuntar un equipo y de dirigirlo de forma adecuada, y luego aventurarse a crear, teniendo siempre un compromiso firme con el arte y con la calidad de lo que pretenden realizar.

Lo que vendrá

Ya hay varias ideas e historias rondando la cabeza de Osvaldo Pérez, aunque todavía no ha decidido cuál será su próximo proyecto, pero lo que sí tiene claro es que seguirá haciendo cine y cortometrajes, no porque esto “sea más fácil”, como muchos piensan, sino que simplemente “me gustó mucho ese lenguaje del cortometraje, esa dinámica, y por lo pronto seguiré haciéndolos”.

                Probablemente para el próximo año ya esté trabajando al menos en la pre-producción de su próximo cortometraje, ahora con todo el aprendizaje que le ha dejado “Cortito” y también las puertas que le sigue abriendo, por ejemplo, tal vez para ese proyecto que viene contaría con algunos actores de renombre a nivel nacional, aunque lo grabaría en Durango, por las condiciones de luz solar, de gente preparada para poder trabajar en cine, además de que cuenta con casi cualquier locación que se quiera, y eso facilita mucho el trabajo.

                Finalmente, comentó que si se tiene la oportunidad de estudiar, de prepararse, hay que hacerlo, pero sobre todo ponerse a trabajar sin estar pensando que se carece de tal o cual cosa, y si se hace con calidad, seguramente llegarán los frutos, como en su caso, que empieza a ver cómo esos sueños que tal vez en algún momento parecían lejanos, ahora se están concretando.

Cortito

Si quieres saber más del camino andado, y lo que le falta por recorrer a “Cortito”, sigue la página de Facebook de esta producción: Cortito – Cortometraje.

Por Carlos Yescas Alvarado

Especial/Enlace magazine

Deja un comentario