Llegan más deportados y no hay apoyo.

Fotografía (Cortesía de CBP)

DURANGO, DGO.- Mientras que el número de duranguenses deportados se incrementa, los recursos para brindar apoyo a este sector se mantienen ausentes.
En información del Instituto Nacional de Migración, (INM), delegación Durango; para el cierre de agosto, son 384 los duranguenses que han sido deportados, lo que representa un incremento del 5.78 por ciento en relación a julio donde fueron deportados 363 connacionales.

En el histórico, de enero a agosto han sido deportados poco más de 2 mil 142 connacionales duranguenses, ingresando directamente a la lista de personas desempleadas y sin recibir un apoyo.
Y es que desde la entrada de la nueva administración federal, los recursos destinados en específico para ese rubro han sido redireccionados a ayuda humanitaria de trasnmigrantes centroamericanos, dejando fuera proyectos de infraestructura en los municipios, así como el apoyo a quienes han sido retornados a sus lugares de origen.
Desde que la crisis humanitaria acusó de intensidad en el país, los estados comenzaron a resentir los recortes presupuestales.
Jaime Rivas Loaiza, secretario de Bienestar Social aseguró que la situación es complicada.
“No hay recursos, pero estamos proyectando la creación de un fideicomiso para apoyar a los repatriados”.
Preguntado sobre el origen de dichos recursos que conformarían este fideicomiso, el funcionario respondió que vendrían de alguna parte del presupuesto estatal.
Mientras tanto, la situación se agrava y con ella el panorama migratorio se oscurece, generando desconfianza entre los clubes de migrantes organizados.


Por Luis Ángel Galván Peimberth
enlacemagazine@hotmail.com

Deja un comentario